Conferencia de Alto Nivel / Estrategias para la recuperación sostenible en el contexto Covid-19

La pandemia ha impuesto un nuevo orden y ritmo al día a día de las sociedad. La ansiada recuperación que demanda el planeta debe ser sostenible y en ese sentido, se debe privilegiar al ser humano y al medio ambiente para mejorar la calidad de vida en favor de todos. Revisemos los pensamientos de los invitados a esta Conferencia de Alto Nivel.

Ricardo Dueñas, Presidente del Directorio de Pacto Global de Naciones Unidas, Red Ecuador
Lena Savelli, Coordinadora Residente del Sistema de Naciones Unidas en Ecuador

 

Ricardo Dueñas
Presidente del Directorio de Pacto Global-Red Ecuador

“En estos tiempos hay que privilegiar a las personas porque hay muchas inequidades. Las cifras son alarmantes: mil millones de personas en la post pandemia irán a dormir con hambre cada día. Es la mayor crisis humanitaria de la historia.  El planeta siempre ha tenido la capacidad de regenerarse. De ahí que la ONU -con la Agenda 2030 y los 17 ODS- busca un engranaje para esta recuperación. Por ejemplo, hay que preguntarse: ¿Qué pasa en los países más pobres con el impacto del Covid-19? Las personas se quedan postergadas y no se incluyen social ni económicamente y ahí hay problemas en el ODS de Salud, por ejemplo. En los datos anteriores a la pandemia, se veía que el 36% de la población tenía un empleo formal; el resto estaba en el desempleo o informalidad. Vivimos una precarización del empleo.

Por ello, es necesario generar riqueza bajo otra forma de pensar y con otros indicadores. El crecimiento por sí solo no genera crecimiento, no hay bienestar, ni tampoco felicidad. Las sociedades están generando crecimiento importante pero no hay un contexto profundo para saber qué pasa con los distintos grupos y sus necesidades. En Ecuador se prevé un 20% de pobreza y un millón de personas en extrema pobreza. Hay que ir a un nuevo sistema de asistencia y para ello se necesita una tregua social y nuevas políticas públicas, para dar a las personas una oportunidad de vida.

¿Los temas positivos de la pandemia? Está vinculado con el cambio climático y ha tenido un buen impacto porque se ha dejado de consumir tantos combustibles fósiles; las industrias bajaron la producción de gas metano. Hay que trabajar desde el sector privado con un propósito y hay que revisar lo que se hacía antes y cómo hacerlo hoy. Hay que hacer negocios para cumplir con los stakeholders y ser sostenibles. Para esto está la Agenda 2030, para trabajar conscientemente y en unión, con el respaldo de la ONU, para usar todas las herramientas. Esto debe producir un cambio y romper paradigmas para bajar las brechas sociales, de género y la salarial, con empresas comprometidas y una banca responsable. La recuperación será un tema de resiliencia”.

 

Lena Savelli
Coordinadora Residente del Sistema de Naciones Unidas en Ecuador

“El mundo está enfrentando la mayor crisis de la humanidad. Hasta el momento ha costado la vida a más de un millón de personas y ha afectado a la economía. La caída del PIB será de casi 5% en este año; hay regiones como América Latina muy afectadas y países como Ecuador donde es mucho más severa la situación. Y el Covid-19 no es la única crisis, también se vive una gran crisis climática. En 2019 se cumplieron 43 años consecutivos de vivir con una temperatura por arriba del promedio.

Pero estamos a tiempo para cambiar todo esto y la ONU está trabajando en ello. Al celebrar los 75 años, las Naciones Unidas se ha convertido en un foro de naciones que ha ganado terreno en el apoyo de la paz, los derechos humanos. Frente a la nueva pandemia en el mundo se nos ha planteado dos alternativas:

1.- Volver a lo que creíamos era la normalidad y seguir depredando en lo social y humanitario.

2.- Volver con cambios donde se respete la naturaleza y el medio ambiente y que nadie se quede atrás.

La Agenda 2030 es la hoja de ruta que la ONU ha trazado para llegar a esos objetivos, pero no se puede cumplir los ODS sin el apoyo decidido y coordinado del sector privado. Se requiere el trabajo conjunto de varios actores de la sociedad y el sector privado es un actor clave por su participación el PIB, por la cantidad de personas que emplea, por la innovación y por los proyectos que desarrolla. Se necesita del sector privado si se quiere cumplir con los ODS.

En cuanto al rol de las empresas y negocios, su impacto sobre la Agenda 2030 puede ser mayor y al mismo tiempo, rentable. Alcanzar los ODS abre oportunidades por USD 12 mil millones. La inclusión plena de las mujeres tendría un impacto mayor generando USD 28 mil millones. Esta cifra es equivalente a las economías de China y Estados Unidos. La participación de las mujeres mejora el equilibrio y tiene un gran impacto en el desarrollo social y económico. Las empresas exitosas del futuro son aquellas que pueden dar valor adicional a sus accionistas, clientes y comunidades. Hay muchas empresas que ya están aprovechando este potencial y hay mucho que hacer para lograr estos objetivos”.

 

La estrategia de recuperación después del Covid-19 se resume en:

Detener la transmisión del virus

Aumentar gastos en sistemas de salud para combatir el virus, para dar medicamento, asistir a las personas, contratar más médicos. Hay que revisar y analizar las prácticas de los otros países e incorporarlas para generar conocimiento. No se debe bajar la guardia, hay que prepararnos y estar listos para una segunda ola o para la siguiente emergencia que se deba enfrentar.

Amortiguar los efectos de la pandemia en la vida de las personas y en la economía 

Se debe ir más allá del apoyo económico. Y no es un tema solo del gobierno sino también del sector privado, organizaciones privadas, academia y comunidad. Hay medidas específicas recomendadas por las Naciones Unidas:

1.- Aplicar medidas de estímulo fiscal y apoyar a los más vulnerables: bono de protección familiar, bono de apoyo nutricional, enfocados a los hogares más golpeados de la pandemia. Es esencial expandir el apoyo para la resiliencia frente a la crisis.

2.- Proteger los derechos humanos: asegurarse que la información está disponible en formatos e idiomas para todos.

3.- Apoyar a las pequeñas y medianas empresas: esto canalizado a los trabajadores, que en Ecuador representan más del 90% del número de familias. Son familias y empresas que no se benefician de las políticas públicas.

4.- Apoyar el trabajo decente: en el que se incluya a mujeres y jóvenes quienes son los más afectados por las repercusiones de la pandemia.

5.- Apoyar la educación con la inclusión y equidad: se ha visto como un gran número de estudiantes han abandonado sus estudios por falta de acceso a la tecnología.

6.- Dar prioridad a las medidas de cohesión social: que pueden servir al aislamiento social y es importante sobre todo en aquellos países en los que hay problemas sociales. Hemos acompañado esfuerzos nacionales y debe sostenerse para evitar más muertes.